Precio del café

Como todo en estos tiempos, el café no se libra de ser un producto más de este mundo globalizado y dinámico. Es una de las materias primas más comercializadas, y es por ello, que el precio del café tiende variar bastante a diario.

El café, es una materia prima, y como tal, su precio está fuertemente influenciado por multitud de factores. Tales como agricultores que quieren vender sus cosechas, grandes marcas que quieren comprar el mejor café para sus preparados, y como no, los inseparables especuladores.

Todos estos actores, junto con las variables que pueden influir en su precio como sequías, temporales, plagas o incluso exceso de producción, acaban impactando notablemente en su precio.

Para mirar el precio del café debes saber cómo leerlo. Suelen mostrarlo en céntimos de dólar por libra. Es decir, para leer el precio del café de 120 centUSD/lb en realidad quiere decir, 0.12$ por libra. Y dado que 1 libra son 453 gramos, entonces sería 0.12$ por 453 gramos de café.

Teniendo esa información, te dejo el siguiente gráfico por el que podrás consultar el actual precio del café:

Gráfica intradía del precio del café actual
* El precio es en X00 centUS/libra

Además el siguiente gráfico te servirá para tener un contexto sobre el precio histórico en los últimos meses de esta materia prima:

Gráfica que muestra el precio del café actual
* El precio es en X00 centUS/libra

Si quieres saber más sobre el precio del café, te recomiendo que sigas leyendo el artículo. A pesar que puede ser una temática bastante sencilla, hay mucho que aprender, y si eres un apasionado del café, querrás saber más.

¿Por qué apenas noto el cambio de precios?

Taza de café con euros en la mesa

Aunque el precio del café varia bastante durante el día, generalmente no se notar a la hora de comprar nuestras cápsulas nespresso, las dolce gusto, o esa bolsa de granos molidos.

¿Por qué no se nota? Como cualquier producto final, existen muchos más costes ajenos a la materia prima que incrementan su precio. Te lo mostraré con un ejemplo, imagina el siguiente café soluble Nestlé clásico:

Café soluble clásico Nescafé
Nescafé clásico – Precio 5€

Comprar Nescafé clásico
Como puedes ver, su precio final es de 5€ por 200 gramos. Ahora suponemos un precio medio del café de 0.12€ por libra, para que te hagas una idea, en los últimos años no ha bajado de ese precio.

Para seguir, convirtamos los 200g a libras, esto equivale a 0.44 libras. De modo que ¡200g de café puro nos costaría tan solo 0.05€! Es una ínfima parte del precio final, por eso, cuando el precio del café varía, apenas lo notas cuando estamos en el supermercado.

Impresionante, ¿verdad? Entonces, ¿cómo es posible que este Nescafé cueste 100 veces más que la materia prima? Podríamos pensar que son unos especuladores, que nos están engañando, etc… La realidad es mucho más completa, hay muchísimos procesos de por medio entre que el grano de café es comprado y el producto final, que incrementan su precio.

Te explico de forma resumida y simplificada el hipotético camino que recorrerían esos 200 gramos de café. Para empezar, lo que compras es café verde, es decir café sin tostar y húmedo:

Proceso de secado y tostado

El café comprado es café verde, eso significa que esta sin tostar ni secar. De modo que, una vez compras esos 200g, tienes que transportarlos a unas instalaciones de secado y tostado.

El transporte generalmente implica cientos de kilómetros desde los campos de recogida hasta las instalaciones de secado, por varias cuestiones. De modo que ese traslado implica pagar a un conductor, el combustible y el vehículo. Eso ya tiene un impacto importante en el precio inicial debido a esos costes.

Una vez se llevan a las instalaciones, si son de terceros, hay que pagar un precio por el proceso de secado y tostado. Pues esas instalaciones tienen unos costes, un personal y unas herramientas que hay que pagar.

Transporte a la fábrica

Una vez procesado, se debe llevar a las fábricas Nestlé. Suponiendo que el café es de Colombia, lo podemos llevars a una fábrica Nestlé de allá, se tiene que volver a pagar transporte. Cabe destacar que, las plantas de secado y tostado no suelen estar cerca de las fábricas, por lo que implica pagar otro transporte de varios cientos de kilómetros. Otro incremento más en el precio final de esos 200 gramos de café.

Fabricación del café soluble

En estas fábricas, básicamente lo que se hará sera triturar esos granos a escala industrial. Para ello se necesitan operarios para mantener las moliendas, bastante energía para moverlas, el personal que las haga funcionar, y por supuesto el coste de mantenimiento de las instalaciones.

Una vez triturado, necesitarás ciertas máquinas bastante más caras para realizar las mezclas de forma precisa y a escala industrial. Eso implica mezclar con otros granos, aplicar procesos químicos y todos los procesos necesarios para conseguir el café soluble. Y esto es importante, porque tiene que preservar siempre un sabor, aroma y textura homogéneas y para eso se necesitan operarios bien pagados, máquinas caras y aditivos buenos. Como es obvio, todo ello impacta sobremanera en el precio del café.

Transporte final y envasado

Una vez finalizado el producto final se debe envasar, y lo normal es que el envasado suele realizarse en el país de distribución. Por lo que se debe poner todo ese café en containers para trasladarlo por camión al puerto, del puerto al barco y de este a la planta de envasado.

Una vez en la fábrica de envasado, en proporciones de 200 gramos, se guardan en recipientes. Todo ello en cadenas de montaje, gastando más dinero en los envases de cristal, las tapas de plástico, el personal para gestionar las máquinas y el coste de mantenimiento de las instalaciones. Todas estas costas acaban Inflando, muchísimo más el precio del café inicial.

Espero que, tras esta descripción se entiende como hemos podido pasar de los 0.05€ los 200 gramos iniciales, a los 5€ por 200g del tarro de Nestlé clásico soluble.

¿Quiénes son los grandes compradores de café?

Persona cogiendo un puñado de granos de café

El hecho de que el café sea una materia prima comercializada mundialmente, implica que cotiza en los mayores mercados financieros del mundo. Eso supone que cualquier persona en el globo, tiene la posibilidad de comprar café.

El tema, es que la cosa no es tan sencilla, porque los mercados financieros cuentan con muchísimos instrumentos de inversión bastante complejos que influyen en su precio. Es un tema bastante extenso, y para los que no están muy acostumbrados a estos conceptos, te aconsejo el siguiente libro:

Portada del libro de bolsa para novatos
Bolsa para novatos – Precio: 3€

Botón para comprar el libro del eBook de bolsa para novatos

El libro habla de bolsa en general, pero te servirá para aprender más sobre el precio del café. El comportamiento que sigue, es el mismo que el de cualquier cotización bursátil de cualquier empresa.

Dada esta introducción, te estarás preguntando: muy bien, ¿pero quiénes son los grandes compradores? Básicamente existen cinco grandes actores, cuyo objetivos son muy distintos.

Agricultores

Están los agricultores, es el grupo más básico y fundamental en el comercio del café. Su objetivo es claro, vender el café que han cultivado.

Intermediarios

Los intermediarios, o también llamados traders. Estos actores, aunque a primera vista no parezcan ser necesarios, juegan un papel clave. Son facilitadores que conectan a los productores y a los grandes compradores. Aunque no suelen comprar el café en la mayoría de los casos, son los encargados de llevar a cabo las negociaciones, acordar precios y encontrar el mejor match entre comprador y vendedor.

Productores y grandes marcas

Productores o grandes marcas. Estos son los grandes productores de café como Nespresso, Lavazza, etc. Estas empresas compran al por mayor grandes cantidades de café, influyendo notablemente en el precio del café. Necesitan estas bastas cantidades para poder satisfacer la demanda de sus productos, que no olvidemos, son marcas a nivel global y con una amplia clientela.

Vehículos de ahorro

Con este actor, empezamos con los compradores de café menos esperados. Estos son los vehículos de inversión de ahorros, como fondos de pensión o fondos de inversión.

Estas empresas, cuentan con la participación de varios pequeños ahorradores que buscan rentabilidad en sus ahorros. En general, suelen diversificar mucho, y hay algunos que diversifican en materias primas como el café.

Especuladores

Los famosos y temidos especuladores. Estos son otra fauna, su forma de invertir se asemeja mucho a un jugador profesional de casino. Como cualquier otra materia prima, el precio del café varía mucho en un solo día, cientos o miles de veces. Son estas pequeñas variaciones, las que aprovechan estos inversores para ganar grandes sumas de dinero en poco tiempo.

Factores que influyen en el precio del café

Montañas colombianas con cafetos bajo la lluvia

Como toda materia prima basada en el cultivo, éstas están muy expuesta a factores climáticos y ambientales. Esta exposición, impacta en la cantidad y la calidad de granos de café producidos, influyendo notablemente en el precio del café.

Dado que el cafeto crece en unas condiciones muy concretas, tiende a tener varias amenazas que los agricultores deben controlar para asegurar una buena cosecha.

Influencia del clima

A pesar que las plantaciones de café suelen estar ubicadas cerca de las zonas del trópico y ecuador, con climas bastante estables durante el año, no se libran de las variaciones climáticas.

El cafeto, al igual que los viñedos, es una plantación muy sensible a su entorno. Por lo tanto, ligeras variaciones en la humedad, la temperatura o la cantidad de precipitaciones, influirán en la calidad y cantidad de granos de café  producidos.

Además, son estas variaciones las que dan carácter a cada uno de los tipos de granos de café que existen en el mundo. Pero generalmente se siguen unos parámetros muy similares:

  • Temperaturas de 19 a 21 grados durante todo el año
  • Lluvias mensuales de unos 120 milímetros
  • Aire húmedo y con poca fuerza
  • Y con una cantidad de sol al día de entre 4.5 a 5.5 horas.

Factores medioambientales

Como te explicaba anteriormente, el cafeto es una planta muy sensible a su entorno. Eso implica que los cambios medioambientales acaban afectando mucho al fruto generado.

Es por ello que un suelo poco cuidado o contaminado, pueden provocar enfermedades en el cafeto como la royal, la mancha del hierro, etc.

No solo eso, sino que hay que tener cuidado que otras plantas no invadan el cultivo. Recordemos que las plantaciones suelen estar ubicadas en zonas, en las que la vegetación prolifera a gran velocidad. Por lo tanto hay que ir eliminando las arvenses. Estas acaban robándoles nutrientes, humedad y en algunos casos horas de sol que impactan en el grano final.

Las arvenses son aquellas plantas locales cercanas a la zona del cultivo, que invaden de forma natural las plantaciones de café.

Y por último, no olvidarse de las posibles plagas. Las plantaciones de café suelen estar en zonas perfectas para la proliferación de la vida. Es por ello, que estos arbustos están muy expuesto a todo tipo de insectos hambrientos, que ven un suculento plato en las plantaciones de cafeto.

Los insectos más dañinos para el café suelen ser la broca del café, el minador de la hoja, la palomilla de la raíz y el gorgojo del café.

Se trata de una temática bastante extensa, pero creo que este artículo te puede ser útil si sientes más curiosidad por esta temática sobre el cultivo del cafeto.

El factor humano

Este es posible la variable menos contemplada, y sin embargo es la que más influye en el precio del café. El factor humano, principalmente influencia al precio del café por la famosa ley de la oferta y la demanda.

La demanda es la cantidad de gente que quiere comprar café. Y la oferta es la cantidad de café que hay disponible en el mercado.

Eso significa que, si por cualquier situación, ya sea por falta de abastecimiento, un accidente o lo que sea, hay menos café en el mercado, pero la gente lo sigue consumiendo por igual, el precio del café subirá.

Sin embargo, de repente la gente se cansa de tomar café y nadie lo quiere, pero sigue habiendo la misma cantidad de café en los mercados, el precio del café bajará. Y quizás te preguntes, ¿tanto influye? Pues sí, porque al final, se fabrica café, se cultiva café, porque la gente lo quiere y consume, y el interés por él, marca casi la totalidad de su precio.


¿He resuelto tus dudas? Sinceramente espero haberlo conseguido, y de ser así te invito a que compartas este artículo :). Si tienes cualquier sugerencia, consideración o cualquier cosa que nos quieras decir, te animo que dejes un comentario, ¡no te lo pienses! Muchas gracias por leernos, y si quieres, nos puedes seguir en @tumundodelcafe.

Entradas recientes

Comentarios recientes

Categorías

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *